Nacional

Nacional

Proyectos financiados por Foncodes mejora ingresos de más de 24,000 hogares rurales

/Difusión/
14:23 h - Mié, 6 Jul 2022

En el distrito de Vilque, provincia de Puno, los productores agrícolas y ganaderos han podido mejorar la crianza de sus animales, el cultivo de vegetales y hortalizas, gracias a la ayuda de la ‘yachachiq’ (el que enseña) Esther Ruelas, que se ha convertido en una verdadera maestra fusionando los saberes ancestrales con los conocimientos tecnológicos, permitiendo que salgan adelante las familias usuarias del proyecto Haku Wiñay del programa Fondo de Cooperación para el Desarrollo Social (Foncodes), del Ministerio de Desarrollo e Inclusión Social (Midis).  

Esther de 38 años se muestra muy comprometida con los usuarios de Haku Wiñay en esa zona del sur de nuestro país y comenta que es la encargada de 38 usuarios de Haku Wiñay de Foncodes en la zona y que le gusta trabajar con los usuarios porque siente que tiene ese don de llegar a ellos y ganarse su confianza.

La labor de Esther es explicar de la manera más sencilla posible lo que todos los usuarios deben saber sobre el uso de las tecnologías que tienen a disposición y que implementan para lograr una mejor productividad y seguridad alimentaria. 

Un ejemplo de las mejorarías alcanzadas por los usuarios de Haku Wiñay, es el caso de Cecilia Quispe, quien sostuvo que Foncodes ha ayudado mucho a mejorar su emprendimiento y su calidad de vida. “Mis hijos van a poder estudiar, lo que yo no pude hacer. Ese es mi sueño. Le agradezco mucho a la ‘yachachiq’ porque ella nos da ideas y nos enseña”, mencionó Cecilia.

En Puno, el proyecto Haku Wiñay de Foncodes ha financiado 178 proyectos productivos en comunidades con agricultura familiar de subsistencia, trabajando junto a 24,169 hogares, a los cuales se les dotó de activos productivos, capacitación y asistencia técnica.

/NBR/LD/

Peruano opina