Qué fue de tu vida

Domingos 6:00 p.m. - 7:00 p.m.

Luis Millones: “Mi vida transcurría entre el fútbol y mis lecturas desorganizadas”

18:05 h - Mié, 8 Sep 2021

“De pequeño tenía poco interés por el colegio. Aunque me sacaba buenas notas, me aburría soberanamente y prefería ir a jugar fútbol. En lugar de ir a la escuela, me iba a jugar con mis amigos del barrio y competíamos con nuestro equipo que se llamaba ‘Deportivo Peñarol’, como el equipo uruguayo”, contó el historiador, antropólogo y catedrático universitario peruano, Luis Millones.

En diálogo con Qué fue de tu vida, el investigador contó detalles sobré su infancia, su pasión por la lectura y el fútbol, así como las personas más influyentes en su vida. También habló sobre cómo se llevó adelante una de sus publicaciones más conocidas “Entre el mito y la historia: psicoanálisis y pasado andino”.

“Mi vida transcurría entre el fútbol y mis lecturas desorganizadas. Me gustaba leer y releía muchas veces los mismos libros porque no podía comprar todos los que yo quería. A veces se los alquilaba a un señor que pasaba de puerta a puerta y otras veces conseguía que mi padre me diera dinero para comprarlos”, sostuvo.

Sobre las personas más influyentes en su vida, Millones indicó que recuerda con mucho cariño a sus maestros, pero sobre todo a su abuela quien sembró en él el interés por el estudio de las tradiciones populares.

“Tuve una relación cercana con mis maestros como Luis Valcárcel y José María Arguedas quienes fueron muy amables conmigo y siempre tuvieron la gentileza de apoyarme. Mi abuela también fue alguien importante porque ella me conversaba sobre las tradiciones de Áncash y fue la base para descubrir todas las tradiciones populares. Ella creó ese interés en mí”, indicó.

Respecto a “Entre el mito y la historia: psicoanálisis y pasado andino” que fue escrito con la colaboración de autores como María Rostorowski, Max Hernández y Moisés Lemlij, contó que la idea inicial la conversó con Max.

“Luego, yo había escuchado de María Rostorowski, que era una señora sin títulos universitarios, pero que sabía mucho. Aceptó participar en el proyecto y nos comenzamos a reunir en su casa para debatir estos temas junto a los demás autores. Tuvimos que contratar a una secretaria para que junte las grabaciones y luego las transcriba”, sostuvo.

Peruano opina